Tecnologías

Tecnologías

En un futuro cercano, Rusia y China tendrán armas en el espacio

El Director de la Agencia de Inteligencia de Defensa de EEU. Ha dicho que, el liderazgo de Estados Unidos en el espacio está disminuyendo, y que los cielos de mañana se llenarán de satélites robóticos enemigos.

Rusia y China están desarrollando nuevas armas espaciales y estarán listas “en un futuro cercano”, dijo el martes el Teniente General Robert Ashley, Jefe de la Agencia de Inteligencia de Defensa, en la Cumbre Tecnológica de Defensa Uno en Washington, D.C.

Los países, a los que Ashley llamó ” rivales “, están desarrollando ” la capacidad de interceptar satélites tanto desde el punto de vista terrestre como espacial “, dijo. “La tecnología está siendo desarrollada en este momento. Estará disponible en un futuro cercano”.

Fue la admisión más abierta hasta la fecha por parte de un líder de inteligencia, de que Rusia y China estaban tratando de armar rápidamente el espacio. Pero un informe de febrero de la Oficina del Director de Inteligencia también lo insinuó.

“Rusia y China siguen lanzando satélites “experimentales” que llevan a cabo sofisticadas actividades en órbita, al menos algunas de las cuales, están destinadas a fomentar las capacidades contra-espaciales”, dice el informe. “Algunas tecnologías con aplicaciones pacíficas, como la inspección satelital, el reabastecimiento de combustible y la reparación, también pueden ser usadas contra naves espaciales adversarias”.

En septiembre de 2014, Rusia lanzó el Olymp-K, que alcanzó la órbita, tras lo que realizó una serie de maniobras irregulares, acercándose a un radio de siete millas de un par de satélites de comunicaciones Intelsat.  “Esto no es un comportamiento normal y estamos preocupados”, dijo Kay Sears, presidenta de Intelsat General, a Space News en ese momento. El incidente provocó reuniones clasificadas en el Pentágono.

Desde entonces, los observadores han alertado sobre otros tres satélites rusos de alta maniobrabilidad.

El comentario de Ashley viene en el contexto de una nueva lucha para establecer una “Fuerza Espacial”, un cuerpo militar estadounidense completamente nuevo dedicado específicamente al espacio. Ashley no dijo si una fuerza separada era una buena idea, pero sí que los avances tecnológicos disponibles de las naciones rivales presionarían el dominio de Estados Unidos en ese ámbito.

“La competencia va a aumentar”, dijo Ashley.  “Miren la estrategia de defensa nacional. Hay un reconocimiento de que nuestro liderazgo tecnológico se está desvaneciendo… Y así que, cuando llegas a la doctrina de la guerra hay que tener en cuenta… ¿cuál es la resiliencia que construyes en los dominios, la redundancia? Cuando ha sido degradado o negado, ¿cómo se lucha?”

El Tratado sobre el Espacio Exterior de 1967 reconoce “el interés común de toda la humanidad en el progreso de la exploración y utilización del espacio ultraterrestre con fines pacíficos”.

Sin embargo, el Comité Internacional de la Cruz Roja ha señalado que el tratado no prohíbe expresamente las armas en el espacio “salvo la prohibición de las armas de destrucción masiva (incluidas las armas nucleares) ni el uso de la Luna y otros cuerpos celestes con fines exclusivamente pacíficos”.

En marzo, Michael Griffin, el nuevo Subsecretario de Defensa para Investigación e Ingeniería, dijo que Estados Unidos podría desempolvar los planes de finales de la década de 1980 para poner un rayo de partículas en el espacio que podría disparar misiles sobre la tierra u otros objetos espaciales.

Fte. Defense One

Compártelo en las redes sociales


Los comentarios están cerrados.