Tecnologías

Tecnologías

Los grandes drones se preparan para recorrer los cielos europeos

Dos fabricantes líderes de sistemas de aeronaves teledirigidas, se acercan al objetivo de certificar los sistemas aéreos no tripulados (UAV), para operar en el mismo espacio aéreo que las aeronaves tripuladas, eliminando así la importante barrera, que restringen sus operaciones sobre zonas pobladas de Europa, Canadá y Estados Unidos.

Elbit Systems of Israel y General Atomics Aeronautical Systems Inc. son precursores en este campo, seguidos por IAI y Northrop Grumman.

Hasta hace poco, las naciones que adquirían estos aviones para misiones de media altitud y larga duración (MALE), y podían operarlos principalmente en las regiones subdesarrolladas del tercer mundo, donde la mayor parte del tráfico aéreo se realizaba a gran altitud, dejando a la altitud media y baja un espacio abierto no regulado. Los drones MALE son operados regularmente bajo permisos militares especiales en Singapur, India, Corea del Sur, a través de Asia Central y EuroAsia, partes de América Latina, África, Turquía y el Medio Oriente.

Por el contrario, Europa y América del Norte y otras naciones que operan bajo las reglas de la Organización de Aviación Civil Internacional (OACI), son inaccesibles para los aviones no tripulados, excepto en algunas áreas reservadas para la experimentación y entrenamiento. La operación en dicho espacio aéreo con permisos especiales requeriría la aplicación de sistemas anticolisión de “detección y evitación”.

Dos nuevos aviones no tripulados, el SkyGuardian de General Atomics ASI (GA-ASI) y el StarLiner de Elbit Systems, están en condiciones de completar un complejo proceso de certificación por parte de la Agencia Europea de Seguridad Aérea y la Autoridad de Aeronavegabilidad Militar del Reino Unido (MAA), para permitir a los operadores de aviones no tripulados volar dentro del denso espacio aéreo europeo, casi en cualquier lugar donde una aeronave tripulada pueda hacerlo.

El 11 de julio de 2018 GA-ASI completó el primer cruce transatlántico con el avión no tripulado SkyGuardian MQ-9B, diseñado y construido para la flota “Protector RG MK1” de la Royal Air Force. La RAF ha estado operando el MQ-9 Reaper durante diez años, volando más de 100.000 horas de vuelo, pero no pudo operar el dron sobre las Islas Británicas ya que no podía ser certificado como un vehículo aéreo seguro.

Ambas compañías decidieron abordar el problema de frente y probar la disposición de las autoridades para certificar grandes plataformas de aviones no tripulados, contando con la presión de algunos gobiernos europeos, para permitir las operaciones con aviones no tripulados en el espacio aéreo europeo. Ser “certificable” significa que todos los componentes, estructuras, aviónica, software, procedimientos, etc., cumplen las normas de aviación civil. Aunque estas normas son obligatorias para el diseño de todas las aeronaves tripuladas, se ignoraron por completo durante el desarrollo de las plataformas no tripuladas.

En la actualidad, “Certificable” ofrece a los clientes cierta seguridad de que sus futuros aviones teledirigidos podrán operar en su espacio aéreo nacional, situando así a los fabricantes militares de aviones teledirigidos en una posición ventajosa frente a los programas de adquisición de Europa y Canadá, donde se espera que las licitaciones excluyan, o al menos reconozcan, la certificación como umbral de entrada. También instará a las autoridades de aviación a que establezcan las normas para la futura aviación autónoma.

Otro avión teledirigido que potencialmente cumple con las reglas de la OACI es el MQ-4C Triton High Altitude Long Endurance (HALE) de Northrop Grumman, los primeros aviones teledirigidos de esta clase están ahora en la Armada de Estados Unidos operando en misiones de vigilancia marítima. Dado que esos aviones teledirigidos estaban equipados con sistemas anticolisión y de deshielo para cumplir los requisitos de la Armada de Estados Unidos y permitir las operaciones en el espacio aéreo civil e internacional, también podrían considerarse para operaciones en Europa. En abril de 2018 se aprobó una solicitud alemana de compra de cuatro sistemas de este tipo, que ha sido aprobada, pero todavía está pendiente una petición de compra de dichos sistemas.

Fte. Defense Update 

Compártelo en las redes sociales


Los comentarios están cerrados.