Noticias

27
Ene

Lockheed Martin abre camino a la mejora del mantenimiento del F-35

A pesar de los enormes desafíos logísticos, el F-35 ha conseguido éxitos, en cuanto a mantenimiento y costos en el último año, éxitos que continuarán multiplicándose a medida que industria y gobierno trabajen conjuntamente para buscar y aplicar mejoras operativas.

Ken Merchant desarrolla, lo que él considera, un trabajo “ferozmente complejo”. Como vicepresidente de F-35 Global Sustainment en Lockheed Martin, Merchant trabaja en la base de suministros de la compañía, y con el Departamento de Defensa para asegurar que, los más de 450 aviones F-35 Joint Strike Fighter desplegados en todo el mundo tengan acceso a las piezas y la experiencia que necesitan para mantenerse operativos en todo momento.

“Tenemos tres versiones diferentes de F-35, que vuelan los tres ejércitos estadounidenses, nueve países asociados, varios clientes actuales de FMS [Ventas Militares en el Extranjero] con la perspectiva de que se unan más, hemos entregado 458 aviones hasta ahora y estamos operando desde 20 bases en todo el mundo”, dice Merchant, y agrega que, en estas están incluidas tres barcos. “Como se puede imaginar con esos números y, con cada avión teniendo necesidades de misión propias, el panorama operativo que tenemos por delante es bastante complejo”.

Además, la empresa está en camino de lanzar más de 140 aviones en 2020 y 150 en 2021, y se espera que las cifras aumenten a partir de ahí, por lo que también lo hará la complejidad que se requiere para garantizar que, cada avión pueda acceder a todas las piezas necesarias y al personal de mantenimiento capacitado para mantenerse plenamente operativo tanto en el país como cuando se despliega en el extranjero.

Según aumentan las complejidades logísticas, Merchant y su equipo trabajando junto con el gobierno y sus socios internacionales, para satisfacer las crecientes demandas operativas, así como para realizar mejoras de gran alcance en todo el proceso y el ciclo de vida del F-35.

Mientras que ha habido una atención especial a los muchos desafíos que rodean al sostenimiento del avión Lockheed Martin F-35 Lightning II, Merchant señala las muchas formas en que la industria y el gobierno han estado trabajando juntos para cumplir con los objetivos de coste y sostenimiento.

“La empresa ha sido muy proactiva al intentar adelantarse a los costes causados por las actuales ineficiencias en el sistema de armamento e identificar iniciativas de reducción de costes”, dice Merchant. “Trabajando con la Oficina de Programas Conjuntos en D.C. y los diversos servicios, hemos identificado una serie de iniciativas de reducción y creemos que hemos logrado un enfoque correcto. Tenemos una predicción bastante buena de, dónde podemos reducir los costes y de las áreas específicas a las que nos dirigimos”.

Usando este criterio, ha habido un gran progreso en los últimos meses en lo que se refiere a la mejora del vuelo de los F-35, su mantenimiento y sus costes. Lo más notable, quizás, es que Lockheed Martin y el Pentágono superaron las metas de reducción de costes establecidas en el “plan de asequibilidad” para cada versión del avión, reduciendo el precio por aeronave en más de un 12 por ciento en toda la flota.

“Alcanzaremos un objetivo de 80 millones de dólares para el precio de un F-35A de la U.S Air Force para el Lote 13, un hito significativo para el Departamento”, dijo la jefa de adquisiciones del Pentágono Ellen Lord sobre el logro.

El mantenimiento y el sostenimiento toman el centro del escenario.

En julio, los Combat Coded F-35 alcanzaron su mayor índice de capacidad de misión (MC) hasta la fecha, con un 77,1%, lo que supone un salto significativo con respecto al índice de 2018, pero la mejora de las capacidades de mantenimiento sigue siendo un objetivo prioritario para Lockheed Martin.

Merchant hace notar que la compañía está trabajando actualmente con el gobierno para actualizar el F-35’s Autonomic Logistics Information System (ALIS) Prognostics and Health Management (PHM) system para mejorar las funciones de aislamiento de fallos y mejorar aún más las tasas de MC.  La compañía también está enfocada en reducir los costos de apoyo, trabajando para detectar y aplicar eficiencias en toda la operación con el objetivo de reducir el costo de mantenimiento del F-35 a $25,000 por hora de vuelo para el año 2025.

“Vemos un camino hacia ese objetivo en el futuro”, dice Merchant. “Estamos identificando elementos de coste específicos, mejoras en la reducción de costes y mejoras en los procesos, como hicimos en la línea de producción para reducir el coste por avión, que creemos que nos llevarán a esa reducción de costes”.

En última instancia, Merchant cree que el éxito continuo depende de un “enfoque de asociación” entre las entidades comerciales y los ejércitos, así como de contratos a largo plazo basados en el rendimiento, que ayudarán a reducir los costos y a incentivar a los proveedores de toda la cadena de suministro a invertir en mejoras adicionales.

“Si los proveedores tienen por delante un plazo mayor para recuperar su inversión, esto les a incentivará a mejorar el rendimiento del avión”, explica Merchant. “Si queremos que toda la flota alcance el 80% de la tasa de capacidad de misión y reducir los costes, podemos lograrlo haciendo que todos se concentren en esos mismos objetivos”. Si todos los proveedores se concentran en reducir el costo por aeronave y el costo por hora de vuelo, a la vez que mejoramos el rendimiento del avión en toda la flota para cada cliente, no podemos dejar de tener éxito”. No podemos evitar tener un producto que todos puedan respaldar y en el que otros quieran invertir”.

Fte. Defense One